jueves, 19 de junio de 2008

Los desconocidos de siempre


Eduardo Bolaños

Extrañas semanas son estas históricamente para nuestro tenis. Esas que van desde el fin de Roland Garros al epílogo de Wimbledon. Son aquellas en las que el circuito internacional hace su escala en las verdes canchas de césped, aunque este año tuvo como un intruso el Abierto de Varsovia sobre polvo de ladrillo.


Guillermo Vilas, el incuestionable referente, dejó una sentencia en los inicios de la década del `70, que lamentablemente, se fue haciendo carne entre la mayoría de nuestros jugadores con el correr de las generaciones. Cuando consultaron al Gran Willy sobre las canchas de césped, dijo: “El pasto es para las vacas”.


Suena risueño a primera vista, pero si se lo analiza, tiene su lógica. Para los tenistas nacidos y criados en el polvo de ladrillo, tener que adaptar su juego a las canchas de césped es una tarea complicada. Hay que cambiar la postura (en pasto se juega casi agachado), los golpes (el top spin casi no sirve, hay que pegar más plano) y, fundamentalmente, la actitud.


Cuando menciono esa palabra, significa que hay que tratar de acomodar todas las ideas a lo que conlleva jugar partidos allí. Si se va a jugar en césped, además de las cuestiones técnicas citadas, hay que convivir con otros elementos, que suelen fastidiar a algunos jugadores de esta parte del planeta, como la lluvia casi constante de muchos de los escenarios y los sacadores, que están en el escenario que más les conviene.


Por eso me parece muy sano que algunos renuncien a jugar allí. Mónaco y Chela informaron a la organización del tercer Grand Slam del año que estaban lesionados y que por eso no van a concurrir. Está perfecto. Si uno no tiene la capacidad, las ganas y la predisposición para estar dos semanas con todo lo anteriormente citado, es mejor quedarse por acá. Si uno está lesionado, más todavía.


Como contrapartida, es muy reconfortante que Eduardo Schwank, la gran revelación de nuestro tenis este año, haya decidido jugar un torneo ante de ir a la aventura de La Catedral. Ser un jugador completo (o por lo menos intentarlo) es una enorme muestra de capacidad y de maduración. Los resultados son una cuestión aparte, lo bueno es ir y probar, pero con ganas, con afán de mejorar.


David Nalbandián ha sido desde sus inicios, un tenista especialmente dotado para este tipo de canchas. En su primer torneo como profesional en pasto, llegó a la final. Y fue nada menos que en Wimbledon, en la edición de 2002. Luego no pudo repetir, por diversos factores, pero siempre tiene el crédito abierto, por talento, capacidad y adaptación.


Esta misma palabra la podemos aplicar a Guillermo Cañas, que desde siempre intentó en el césped, con suerte diversa, pero, fiel a su estilo, sin resignarse nunca. Su perseverancia merece una buena actuación aquí, similar a la del año 2001, cuando alcanzó los octavos de final.


Párrafo final para un recuerdo: El próximo 25 de junio, se van a cumplir 13 años del segundo y último título de un argentino en césped en ATP. El primero fue de Vilas en el Masters de 1974 y el segundo, el del aniversario, fue de Javier Frana en Nottingham 1995.


Desde mi punto de vista, luego de Nalbandián, el tenista argentino que mejor se adaptó al pasto en la historia. Cuatro veces llegó hasta la tercera rueda en Wimbledon y ese título de Nottingham lo logró sin perder un set y venciendo en el camino a la consagración a verdaderos especialistas como Rusedski, Rafter, Byron Black y Woodbridge.


Que el césped, ese desconocido de siempre, comience a ser un poco más familiar para el tenis argentino. Que los chicos que recién se inician sepan que puede haber pasto para las vacas, pero también, para aprender a ser jugadores completos de tenis. Hasta la próxima...

6 comentarios:

Doble Cinco dijo...

Otra magica nota de Bolaños... Notable!!!

Mariano dijo...

Buenas observacion sobre el tenis nacional, slds

Tomás dijo...

Vengo del otro Doble 5 y muy interesante y bien escrito.
Saludos

CALIGULA dijo...

Interesantisima nota.
Todavía no los escuché por radio por un tema de horarios pero los tengo en la mira.

Por lo pronto van a nuestros enlaces.
Saludos Adrián, extensivos al equipo.

Doble 5 dijo...

Gracias Calígula ahora te agregamos a Colegas...

El_Acertijo dijo...

buena nota! y gran nota a Latorre.!!

abrazo de gol

www.tremendamentemotivados.blogspot.com

Ruben

POST : "LA HISTORIA SE ESCRIBE EN HOJAS DESORDENADAS"